Fotografía e inspiración

Por 10 julio, 2017fotografía y poesía

Por agrestes caminos fatigosos, transportamos el alma serena sobre un relieve escogido.

No negamos la intención, ni trepamos sin razón.

Buscamos en la fatiga y aferramos, por la punta de los dedos, el cuerpo a la vida.

Nos desplazamos ingrávidos entre caprichosas aristas.

El silencio nos abruma con su sorda melodia.

A nuestro alrededor, el vacío nos inunda.

Atmósfera enrarecida, con sus luces y sus sombras, con su suave brisa.

El atardecer nos mece  con sus ocres armoniosos, y desde el saco acurrucados, ensimismados, nos vencen la contemplación y el reposo.

Afortunados los ojos que ven e inmenso el corazón que siente, y rico, el que colmado, duerme.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando…

Comentar

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies